Los Abarimon

Siempre me ha parecido que el Monte Himalaya tiene su aire de magia, de ensueño, de misterio… La historia de los Abarimon así lo confirma. Estos al parecer son Humanoides, con la característica de que tienen los pies vueltos hacia atrás.

De esto, lo más curioso es que aunque estén hacia atrás los pies, los Abarimon son muy buenos corredores. Quien describió a estas extrañas criaturas por primera vez en su libro Historia Natural (VII) fue el sabio Plinio. Según él, eran muy parecidos a los humanos físicamente, pero tenían los pies para atrás. Algún tiempo después, Aulus Gellius relató algo muy similar en el texto “Attic Nights”.

Plinio explicaba que el asunto de los pies, era para despistar, pues las huellas quedaban en sentido opuesto al tomado por cada Abarimon al desplazarse.

Plinio decía que los Abarimon eran poderosos, una raza inteligente, como los humanos. Megástenes también escribió al respecto, pero sus investigaciones no fueron concluyentes y murió con la duda.

Actualmente existen casos de personas (Humanos) comunes, que nacen con malformación congénita de los pies hacia atrás como los Abarimon. Con estas personas se confirma que la malformación no impide correr. De hecho, estas personas pueden hasta correr más rápido que el común denominador de las personas.

De seguro entonces, en la antigüedad, existieron casos similares con estas malformaciones congénitas y de allí proviene la leyenda. No es para nada descabellado…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *