leyendas del nahual

Fray Bernardino de Sahagún  habla de tres formas de nahualli:

1.- El nahualli propiamente se llama brujo que de noche espanta… es agudo y astuto; aprovecha y no daña.

2.- El que es maléfico y pestífero y hace daño a los cuerpos con los hechizos…

3.- El nigromántico, que es el que tiene pacto con el diablo, se transfigura en diversos animales, y por odio desea muerte a otros.

Se dice que el Nahual sólo puede transformarse durante la noche y ataca con hechizos infernales, existen historias contadas por las personas de desde la época de la Colonia hasta nuestros días.

La Santa Inquisición persiguió a los nahuales durante mucho tiempo. Pero la gente creía en su poder y a veces los protegían, especialmente en las comunidades indígenas. Entorno a ellos hay muchas historias, se dice que cuando aparece un nahual, los perros aúllan, se decía que si te encontrabas con uno de ellos se te metería entre los pies, te rodearía,  te derribaría y te inmovilizaría, hasta que alguien se compadeciera y te liberara.

Se decía que no había nada mejor para alejar a un nahual y defenderse de el que hiriéndole con un carrizo como lanza, con la punta rellena de estiércol. O bien tirar hierba de mostaza, así el nahual se entretendría mordisqueándola hasta el amanecer y se decía que de este modo quedaría convertido en perro para siempre.

Otros aseguraban que si se desnudaban y se les decía maldiciones se espantaría y se alejaría.

Los nahuales eran los brujos o brujas pagados para hacer daño, estos sabían volar, convertirse en perro, burros o guajolotes. Los brujos se cubrían con la piel curtida  del animal en que desea transformarse, además de recitar formulas verbales y revolcarse en cenizas. Ya en forma de animal, salía a cumplir con su trabajo nocturno.

Estas son unas de las historias que rondaban en  1920 en algunas zonas del país con relación a los nahuales.

 

Información  basada en el libro de Rodolfo  Cordero López / mitos y leyendas de Xochimilco/ 1992

 

Comentarios

  1. Por Josh

    Responder

  2. Por Josh

    Responder

  3. Por Oscar

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *