Fedor Jeftichew, el niño cara de perro

Fedor Jeftichew, cuyo nombre artístico era Jo-jo, el niño cara de perro, era un niño de origen ruso que padecía la enfermedad de hipertricosis, que lo hacía parecer un hombre lobo, puesto que tenía todo su cuerpo cubierto de pelo, sin incluir las palmas de las manos y las plantas de los pies.

A finales del siglo XIX y a principios del siglo XX, Fedor participaba en un espectáculo donde explotaba al máximo su apariencia simulando ser un hombre lobo gruñendo al público, cuestión que le trajo relativa fama a su carrera.

Cuenta el mito que P.T. Barnum, originario de los Estados Unidos, en una expedición que el ordenó, un cazador en Kostroma, estuvo siguiendo a Fedor y su padre a una cueva, donde finalmente lo capturaron.

Barnum lo describía como un salvaje que no podía ser integrado a la civilización y enfatizaba que cuando Fedor se molestaba, tendía a gruñir y aullar, actividades que Fedor se veía obligado a realizar en el acto para darle mayor realismo a la historia.

A pesar de lo que aparentaba en el show, poseía una inteligencia normal e incluso hablaba además del ruso, alemán e inglés fluidamente.

Murió de neumonía en Grecia en el año de 1904.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *